México y Estados Unidos deben de ir de la mano contra el narco: Calderón PDF Imprimir E-mail
Escrito por Sergio Armando Ramírez Ruiz   
Martes, 16 de Marzo de 2010 16:11

Ambos países deben asumir con responsabilidad el combate al crimen organizado

Calderón calificó como indignantes e inadmisibles los asesinatos de las tres personas vinculadas con el Consulado de Estados Unidos en Ciudad Juárez el pasado fin de semana.

El presidente Felipe Calderón pidió a los Estados Unidos que asuma su responsabilidad que le corresponde en el combate al crimen organizado, ya que es indispensable que ambas naciones ganen la dura batalla contra el narcotráfico, cada quien en su territorio, esto al comenzar una serie de reuniones con funcionarios estadounidenses allá en Ciudad Juárez, entre los que se encontraba el canciller Carlos Pascual quien acompaño en el viaje al mandatario mexicano luego del triple homicidio perpetrado por hombres armados contra funcionarios del Consulado americano.

Durante la ceremonia de lanzamiento del programa Oportunidades Urbanas que lanzó esta tarde en esa frontera Calderón Hinojosa se pronunció “por mantener una estrecha colaboración en materia de información, inteligencia y políticas públicas”.

Así mismo Calderón aseveró que “el crimen organizado que asola a Ciudad Juárez tiene su origen en ambos lados de la frontera que comparten los dos países, como son el consumo de drogas en el lado norteamericano y la compraventa de armas y el transporte y venta de drogas por el lado mexicano, efectos que generan una grave amenaza para ciudadanos de los dos países. 

Tras una reunión a puerta cerrada con autoridades locales y el embajador de Estados Unidos en México, Calderón Hinojosa envió el pésame a los familiares de las víctimas, según informaron reportes radiofónicos.

El mandatario informó, además, que durante las últimas horas se capturó a un quinto sospechoso de haber participado en la masacre de 15 jóvenes el pasado 31 de enero en el fraccionamiento Villas de Salvárcar.

A este respecto, policías federales impidieron a padres de los 16 jóvenes ejecutados en una fiesta y de mujeres asesinadas, entre otras víctimas de la violencia en esta ciudad, acercarse al presidente Felipe Calderón en su visita a la urbe, y para la cual fueron desplegados cinco mil elementos. 

 

El Clima