La Majestuosa Fiesta de los Juegos Olímpicos de Londres 2012 PDF Imprimir E-mail
Cultura - Arte y Cultura
Escrito por Valentín Ramírez Llanes   
Jueves, 26 de Julio de 2012 06:33

Por Valentín Ramírez Llanes.

Inician los Juegos Olímpicos de Londres 2012. Estamos casi en las vísperas y son muchos los detalles que se cuidan para que todo salga a la perfección. Seguridad por todos lados, incluso hasta la ocurrencia de que nadie mande fotos, mensajes, ni nada por el estilo, de lo que acontecerá e incluso previo, durante los ejercicios y ensayos de lo que será la esperada faustuosa inauguración, casi en puerta.

 

Muchos son los detalles. La numerosa policía del Reino Unido estará al cuidado, porque no son pocos los enemigos que en todo el mundo tiene una potencia que llego a mantener el control de casi las dos terceras partes del mundo en el siglo XIX.

Arrancan unos juegos que representan la amistad y la igualdad entre el genero humano, que incluso desde sus inicios representó la tregua en las guerras que sostenían los griegos y sus aliados contra sus vecinos y  adversarios acérrimos.
La ofrenda al máximo Dios Zeus, era la justificación para la fiesta y la tregua, y la representaban luchando en la palestra, corriendo y lanzando en el estadio, compitiendo en los carros de caballos alrededor del bloque, que la practica de las disciplinas que mas atraían y practicaban los griegos del siglo VII antes de Cristo.
Este ideal, consagrado mas adelante por el Barón Pierre de Coubertain, fundador de los Juegos Olímpicos Modernos en 1896 en Atenas, no se pudo reflejar fielmente tal como lo hacían los griegos, como tregua a las guerras, guardar las armas, adorar y competir, al arribar las diferencias entre los hombres, luego de la suspensión de la Olimpiada de Berlín en 1916 por motivos de la primera guerra mundial, donde Alemania empezaba a imponer su jetatura como potencia mundial en asuntos bélicos.
Las diferencias raciales y la idea de una raza aria superior, empezaron a hacer mella entre las naciones y el espíritu de los Juegos Olímpicos empezó a mermar. Sin embargo la idea de la raza pura, de la raza aria, de esa raza superior pregonada por el nazismo se fue a pique en la misma cara de Hitler, cuando en la Olimpiada de Berlín en 1936, en vísperas de la segunda guerra mundial, el velocista norteamericano de color Jesse Owens, barrio con la teoría de la superioridad de la raza aria, y Hitler opto por retirarse ates que premiar y saludar a un atleta de color que con hechos rebatía esa teoría.
De México y nuestros atletas trataremos mas adelante. Hay más tiempo que vida.
Hoy inicia la fiesta majestuosa de la libertad y el juego limpio. Londres será la sede durante más de 20 días de un mango evento inigualable, que logra conjuntar los propósitos de unidad, amistad y respeto entre las naciones como ninguna otra actividad humana.
Que así sea.