La columna de Jaramillo PDF Imprimir E-mail
Opinión - Carlos Jaramillo Vela
Escrito por Carlos Jaramillo Vela   
Domingo, 18 de Junio de 2017 23:00

Carlos Jaramillo Vela.

Reyes Baeza: entre los nominados al CEN del PRI. El Tricolor: por el regreso de sus fueros en Chihuahua. La Torre y el vacío de las ausencias.

Ha empezado a cobrar fuerza la versión a través de la cual algunos medios de comunicación señalan a José Reyes Baeza Terrazas -exgobernador de Chihuahua, y actual Director General del ISSSTE-, como posible aspirante a la Presidencia nacional del Partido Revolucionario Institucional. Sin embargo, no obstante las virtudes del destacado chihuahuense oriundo de Delicias, éste no va solo, ya que forma parte de una terna que se complementa con los nombres de José Calzada Rovirosa -exgobernador de Querétaro y actual Secretario de Agricultura-, y Emilio Gamboa Patrón -Senador de la República-. Sin duda, la capacidad, los años de experiencia y su natural oficio político confieren a Baeza méritos más que suficientes para encabezar a la militancia priista del país. Aunque aún es temprano para vaticinar el desenlace del proceso que en tiempo y forma habrá de efectuarse cuando, tarde o temprano, llegue el momento para la sucesión de Enrique Ochoa Reza, actual líder nacional tricolor, por lo pronto la sola mención del deliciense exmandatario de Chihuahua es una honrosa distinción para él, debido al reconocimiento implícito que su nominación significa para su exitosa trayectoria política. ¿Tendrá Chihuahua en la persona de Reyes Baeza al próximo dirigente nacional del PRI?  

Activo, muy dinámico, y casi efervescente, se encuentra el Partido Revolucionario Institucional en Chihuahua, en vísperas de la Asamblea Nacional, así como de la inminente renovación de su dirigencia local. Sí, los liderazgos formales y reales han intensificado su presencia y participación en diversas reuniones y foros que desde tiempo atrás, y con mayor énfasis en fechas recientes, se han venido efectuando, tanto de cara a los eventos mencionados, así como en virtud de la visita formal que el domingo 18 de junio realizaron al priismo chihuahuense Ernesto Gándara -secretario técnico del Consejo Político Nacional- y José Reyes Baeza Terrazas -ex gobernador del Estado-, para co-presidir junto con Fernando Moreno Peña -Delegado del CEN-, Guillermo Dowell Delgado–Presidente del CDE- y Liz Aguilera -Secretaria General-, la renovación del Consejo Político Estatal; evento en el que destacó la presencia de los siempre actuantes ex dirigentes estatales Óscar Villalobos, Leonel De la Rosa, Alejandro Domínguez y Miguel Ángel González, entre otros. Con toda seguridad Graciela Ortiz, Karina Velázquez, Mario Tarango,  Diógenes Bustamante, Guillermo Márquez, Mario Trevizo, Marco Quezada, Jorge Esteban Sandoval, Rubén Núñez y Pablo Espinoza, también fueron convocados en su calidad de ex líderes estatales e importantes actores del partido.

 Además de los expresidentes del CDE, entre los actores políticos que junto a Fernando Moreno Peña, durante los últimos meses han promovido a lo largo y ancho de la entidad una serie de encuentros de análisis y debate con la militancia del PRI, se pueden mencionar a Omar Bazán, dirigente estatal de la Fundación Colosio; Leonel Reyes Castro, reconocido intelectual estratega político-electoral; Arnaldo Gutiérrez, líder estatal de la Asociación Nacional Unidad Revolucionaria, y Fermín Ordóñez, ex presidente del Comité Directivo Municipal capitalino. 2018 será un año de gran efervescencia, que levanta en el priismo alentadoras expectativas de recuperación en el mapa político-electoral de Chihuahua. El PRI, consiente de ello se apresta a autoconstruir la mejor versión de sí mismo, para reivindicarse legítimamente en lo que habrá de ser el regreso por sus fueros.

Tal vez pueda calificarse como vacío político, la situación que al parecer se originó al interior de la bancada panista en el Congreso del Estado, a raíz de la defenestración de Miguel La Torre, ordenada semanas atrás por el gobernador Javier Corral, en represalia porque el ahora ex coordinador del rebaño blanquiazul, secundado por algunos legisladores del PAN, así como por las diputadas del PRI y los representantes populares de otros partidos políticos, oponiéndose al afán de Corral por imponer a Armando Valenzuela en la titularidad de la Auditoría Superior del Estado, nombraron formalmente a Ignacio Rodríguez como responsable de dicho organismo técnico, dependiente del Poder Legislativo.

Según trascendió en una de las columnas políticas más leídas en la capital chihuahuense, hace menos de diez días la mayoría de las y los 16 diputados panistas no se presentaron a una reunión que Corral pretendía sostener con ellos en el piso 16 del edificio legislativo, misma a la que fueron convocados por Jesús Villarreal, el coordinador sustituto de La Torre. La fuente periodística que reveló la referida información afirma que sólo asistieron 7 de los 16 legisladores del PAN, y que la desairada cita finalmente tuvo que ser atendida por Fernando Álvarez, el dirigente estatal del PAN, y César Jáuregui, el Secretario de Gobierno. Aún no se sabe si La Torre asistió o no a tal reunión, sin embargo surgen algunas interrogantes: ¿La Torre está más presente ahora que antes, mediante el vacío que generan ausencias como la que se comenta? o ¿Acaso hoy enfrenta Corral, dentro de “su” bancada legislativa, una nueva disidencia?

Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla   

 

El Clima

Más información sobre el tiempo en Chihuahua