La conciencia espiritual PDF Imprimir E-mail
Opinión - Columnas
Escrito por Mauricio Islas   
Lunes, 14 de Mayo de 2018 20:00

Mauricio Islas.

Podemos preguntarnos cómo denominar a eso que obra detrás de este pensar. ¿Lo llamamos "Espíritu" o lo llamamos más bien "lo espiritual"? ¿Puedo decidirme por lo uno o lo otro?, ¿Debo hacerlo? Ambas denominaciones no son finitas.  Si elijo me van a retener en mi camino del saber.

La misma pregunta aparece cuando hablamos de una consciencia espiritual.  cuando los movimientos del Espíritu nos llevan consigo,podemos experimentar la sintonía con una consciencia espiritual infinita.  En este nivel de consciencia nos toman pensamientos que están muy por encima de nuestros pensamientos propios.Estos pensamientos ponen en marcha en nosotros un movimiento semejante a los pensamientos del Espíritu, que todo lo que piensa también lo efectúa.  Primero en pensamientos y compresiones que se mueven en sintonía con esta consciencia, pero en otro nivel.  Estos pensamientos y comprensiones nos hacen reconocer y entender las conexiones que dejan de lado nuestros prejuicios y patrones preconcebidos.  Exigen y sostienen una forma de obrar que, en el asentimiento a todo como es, une todo lo que debe y quiere estar unido.  nos lleva consigo en un movimiento del armo, un amor que esta conciencia quiere hacer realidad.
 
Así es como nos movemos en sintonía con esta consciencia en todo lo que hacemos. Si nos captura ya no somos libres para decidirnos por una u otra cosa.  Esta consciencia decide lo que quiere hacer realidad a través de nosotros. En su mano somos martillo y yunque a la vez, golpeamos y somos golpeados a la vez.
 
En todo esto estamos unidos a ella espiritualmente.  Es un obrar y un sufrir espiritual que nos lleva consigo.
 
Esa consciencia que nos lleva de esta forma, ¿Es la consciencia del Espíritu?, ¿Es su consciencia, como si Él fuera algo personal y tuviera un Yo? Esta consciencia, ¿Está unida a ese espíritu y a lo "espiritual" como una unidad y por ello no podemos diferenciarla de Él?, ¿Está conectada a ese Espíritu en un nivel más cercano a nosotros? Es un nivel intermedio para nuestro ascenso a otra consciencia, una consciencia pura en la que únicamente somos, únicamente existimos.
 
Nada puede estar separado de "lo espiritual". Poco importa qué nos imaginemos y cómo lo llamemos.  Todo está pensado por el Espíritu tal como es.  Por lo tanto, estamos conectados en todos los niveles con él, también en el nivel físico.  Pero hay una diferencia en cómo nos guía en nuestra vivencia y en nuestro pensar según experimentemos conscientemente sus movimientos o los vivamos interiormente en nuestro espíritu.  Nos guía a través de comprensiones, de movimientos de amor y de un obrar consciente que, de otro modo, permanecerían inaccesibles.
 
También en este caso la pregunta es si, con nuestro pensar, debemos pasar por encima de lo que vivimos como un movimiento, y pretender saber cuál es el Espíritu y qué es "lo espiritual" que toma posesión de nosotros. ¿Seguimos aún en su movimiento o nos distanciamos de él? ¿Seguimos siendo todavía martillo y yunque a la vez o queremos ser lo uno sin lo otro?
 

El Clima