Familia LeBarón analiza volver a las armas para defenderse y auto protegerse PDF Imprimir E-mail
Escrito por Redaccion   
Martes, 05 de Noviembre de 2019 16:50

En el 2009, autoridades fueron incapaces de controlar la violencia del crimen organizado en la comunidad LeBarón y decidieron armarse y autoprotegerse.

Desde 1924, varias familias LeBarón, llegaron a Chihuahua, asentándose en el municipio de Galeana, donde forjaron una pujanza económica a base de trabajo, y aprovechando su doble nacionalidad, que les permite entrar y salir libremente de México y de los Estados Unidos.

Ese crecimiento económico, los ha hecho expandirse a otros municipios del Estado de Chihuahua, pero también los ha hecho protagonistas de la violencia, al estar en un territorio controlado por los cárteles de la droga, de Sinaloa y Juárez, quienes buscan controlar esta zona para el tráfico de droga hacia los Estados Unidos, y contrabandear armas.

De hecho, el primer antecedente de una guardia civil o ciudadana en México, se dio en Galeana, Chihuahua, en el 2009, específicamente en la comunidad LeBarón, luego que las autoridades locales fueron incapaces de controlar la violencia del crimen organizado, y ellos decidieron armarse y autoprotegerse.

Ese año, un grupo criminal secuestro a Erick LeBarón, por el cual pidieron un rescate millonario, mismo que la comunidad se negó a pagar para no financiar estas actividades ilícitas, por lo que iniciaron una movilización social para presionar a las autoridades, y que finalmente provocaron la liberación del plagiado, no sin haber recibido cruentas lesiones.

Ese mismo año fue asesinado a tiros Benjamín LeBarón Ray y su cuñado, Luis Carlos Widman, quienes encabezaron las movilizaciones sociales por el secuestro de su hermano Ekick, ataque perpetrado por el Cártel del Pacífico.

Este hecho motivó que Julián LeBarón iniciara su activismo social, que empató con Javier Sicilia, durante la época más violenta de Chihuahua.

Este lunes, nuevamente la familia LeBarón sufrió un atentado, luego que integrantes al parecer del Cártel del Pacífico, dispararon contra una caravana de tres camionetas Suburban, donde viajaban 3 mujeres y sus 13 niños y niñas, muriendo los adultos y 6 menores.

Las primeras versiones sobre al ataque indican que se debió a que los sicarios confundieron la caravana de los LeBarón, con un convoy del Cártel de Juárez.

La familia LeBarón no descarta tomar las armas de nuevo para formar autodefensas, como lo hicieron en el 2009, según declaró John LeBarón, tras morir varios de sus familiares en este último ataque. (Carlos Coria, Excelsior)

 

El Clima