Se agrava violencia contra periodistas y defensoras durante contingencia sanitaria PDF Imprimir E-mail
Escrito por Redacción   
Miércoles, 03 de Febrero de 2021 12:35

En 2020, 6 periodistas y 24 personas defensoras fueron asesinadas en México.

 

Durante 2020, el primer año de pandemia en México, la situación de personas defensoras y periodistas se agravó, 6 periodistas y 24 personas defensoras fueron asesinadas en México (entre ellas 7 mujeres y 23 hombres).

 

Lo anterior por motivos vinculados con su labor de defensa y ejercicio de su derecho a la libertad de expresión, de acuerdo con lo que documentaron diversas organizaciones civiles en el informe “Situación de la defensa de derechos humanos y la libre expresión en México a partir de la pandemia por Covid-19.

.

Durante la presentación de este informe que elaboraron organizaciones como la “Iniciativa Mesoamericana de Mujeres Defensoras de Derechos Humanos” y el “Centro por la Justicia y el Derecho Internacional”, se alertó de este agravamiento en el país a partir de la emergencia sanitaria, económica y social generada por el SARS-COV-2 (COVID-19). 

 

De acuerdo con el informe, durante 2020, el primer año de pandemia en México, 6 periodistas y 24 personas defensoras fueron asesinadas en México, entre ellas 7 mujeres y 23 hombres.

 

La defensora de la Red Nacional de Defensoras de Derechos Humanos, Laura Orozco, explicó que este aumento de agresiones vino en un contexto de omisión, desatención y vulneración continua por parte del Estado, ya que la pandemia ha significado la ausencia de acciones y estrategias inmediatas.

 

Por el contrario, dijo, el Estado ha tenido un papel central en las razones de este aumento, ya que se violó reiteradamente el derecho a la protesta social y se hizo uso desproporcionado de la fuerza pública, con detenciones arbitrarias, violaciones al debido proceso, malos tratos, abusos y hasta tortura sexual a personas defensoras.

 

En el caso de las mujeres, la situación fue crítica. Tan sólo de enero a julio de 2020 se registraron 266 agresiones contra defensoras y colectivos de mujeres; 49 por ciento de las agresiones fueron a defensoras y 37 por ciento a periodistas y colectivas. Las agresiones más reiteradas fueron calumnias, señalamientos, campañas de desprestigio, intimidación, hostigamiento psicológico, amenazas, advertencias, ultimatums, restricciones a la libertad de expresión y criminalización.  

 

En el caso específico de personas periodistas se registraron 112 agresiones relacionadas con coberturas de la pandemia, y seis 6 asesinatos de periodistas (incluida una mujer), de acuerdo con la información aportada por Comunicación e Información de la Mujer CIMAC y Artículo 19. Las entidades que reflejaron mayores atentados contra periodistas fueron Ciudad de México, Quintana Roo, Coahuila, Puebla, Estado de México, Guerrero, Veracruz, y Baja California.

 

“”La emergencia sanitaria internacional del SARS-COV-2 ha reflejado las crisis económica, social y política que agudizan las condiciones estructurales de la labor periodística en México”, explicó el informe. La periodista Adela Navarro, del Semanario Z, en Tijuana, Baja California, relató que cuando ella y su medio publicaron información que contrastaba con los datos oficiales dados por el gobierno de la entidad, el gobernador Jaime Bonilla les agredió. 

 

A esto se suma que un total de 42 periodistas han fallecido por COVID-19, lo que ha sido consecuencia de que algunas casas editoriales carecen de protocolos e incluso ha habido casos de reporteros que tuvieron que continuar su trabajo pese a tener la enfermedad. 

 

Otros grupos que recibieron agresiones específicas en este contexto de pandemia fueron las personas defensoras de los derechos LGBTTI; quienes defienden la tierra, el territorio y el medio ambiente; quienes defienden a personas migrantes; y familiares de personas desaparecidas, de acuerdo con lo documentado en el informe. (Angélica Joselyn Soto, CImac)