Ambulantes, descentralizar seguridad y navidad Imprimir
Opinión - Devenir
Escrito por Pablo Bernach   
Sábado, 21 de Diciembre de 2019 10:09

Pablo Bernach.

 

Con la llegada de la Navidad, la ciudad de Chihuahua vuelve a ver el eterno enfrentamiento entre el comercio organizado del centro y los ambulantes, muchos de ellos de fuera del Estado, donde se suscita un conflicto que año tras año nos lo quieren vender como un acto de humanismo y sensibilidad política del ayuntamiento, para que comerciantes informales puedan ganarse su sustento.

 

En la medida en que la situación económica del país y de la ciudad se han deteriorado, nos encontramos con el fenómeno que las familias chihuahuenses especialmente de pocos recursos, todavía cuentan con muchos menos recursos y entonces la competencia por los compradores navideños se intensifica.

 

Esta competencia asimétrica y desleal este año está irritando y afectando económicamente todavía más al comercio organizado del centro, sobre todo cuando existe la sospecha de un cierto grado de corrupción para facilitar la instalación de comerciantes golondrinos.

 

Imaginemos la frustración de los comerciantes chihuahuenses del centro cunado después de un año de pagar sueldos y gastos, llega la navidad y se instala un comerciante informal frente a sus aparadores, que en su mayoría no paga impuestos y le quita compradores en una competencia injusta e inequitativa.

 

Creo que llegó la hora Maru, Jáuregui, los inspectores y la policía mediten y estructuren un plan para la próxima Navidad, donde se definan reglas justas de acuerdo con los comerciantes del centro, para definir el número de ambulantes que se permitirá instalar, porque si se deteriora más la economía nacional, una crisis navideña podría estallar, donde además queda un gran mal sabor de boca cuando el sospechosismo nos susurra al oído, la palabra corrupción.

 

Esta semana López Obrador criticó varios gobernadores por no acudir puntualmente a las reuniones nacionales de seguridad que para efectos prácticos nada han resuelto, donde finalmente reconoció el incremento de delitos en todo el país.

 

Además, exigió que los gobernadores se comprometieran con los resultados de la seguridad, siendo que la mayor parte de los delitos graves como los homicidios, secuestros y extorsiones, suceden dentro del marco penal federal, toda vez que involucran al crimen organizado y la utilización de armas restringidas al ejército, que son responsabilidad de la presidencia de la república.

 

Por último, mis estimados lectores, lo me queda más que desearles una feliz y cálida navidad muy familiar, que debemos aprovechar en estos tiempos complicados, pero todavía relativamente estables, ya que la próxima Navidad 2020 no sabemos a ciencia cierta en qué condiciones la celebraremos. Feliz Navidad a todos los chihuahuenses.